Confía en el SEÑOR con todo tu corazón

Confía en el SEÑOR con todo tu corazón

Por Daniel Brito

(Proverbios 3:5-8) «Confía en el Señor de todo corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia. Reconócelo en todos tus caminos, y él enderezará tus sendas. No seas sabio en tu propia opinión; teme al Señor y apártate del mal. Él será la medicina de tu cuerpo; ¡infundirá alivio a tus huesos!» (RVC)

Todo en esta vida se sostiene por nuestra confianza en Dios, ya que, la verdadera PAZ solamente la puede dar el SEÑOR. Sin Él todo es pasajero.

¿Qué fuera de nosotros si no tuviéramos en quien confiar? El mundo da señales de tremendos peligros. Incluso, se escucha todos los días de rumores de guerra, y de una economía que simplemente no ha mejorado para nada. Sin embargo, la Palabra de DIOS nos muestra que, aun así, el SEÑOR cuida de nosotros.

(1ª Pedro 5:7) «Descarguen en él todas sus angustias, porque él tiene cuidado de ustedes.» (RVC)

Noten como nuestro Texto dice que NO debemos ser SABIO en nuestra propia opinión. Eso es porque el ser humano no puede ni agregar UN solo día a su vida, ni tampoco agregarle estatura a su cuerpo.

Sí, entendemos que los médicos hacen maravillas resucitando a los que mueren de un ataque al corazón, y otras graves heridas, pero la muerte siempre llega al ser humano, tarde o temprano. Así que no se puede alargar la vida por los propios esfuerzos humanos.

(Mateo 6:27) «¿Y quién de ustedes, por mucho que lo intente, puede añadir medio metro a su estatura?» (RVC)

También dice en 1ª Corintios 3:18: «Que nadie se engañe. Si alguno de ustedes se cree sabio según la sabiduría de este mundo, hágase ignorante, para que llegue a ser sabio.» (RVC)

La confianza en el SEÑOR va unida al TEMOR DEL SEÑOR. No se puede CONFIAR en el SEÑOR, sin TEMER al SEÑOR. Por eso el verso 7 dice:

«No seas sabio en tu propia opinión; teme al Señor y apártate del mal.» (RVC)

SI PREGUNTAMOS: ¿Qué es el TEMOR DEL SEÑOR? La respuesta la encontramos en Proverbios 8:13:

«El temor del Señor es aborrecer el mal;
yo aborrezco la soberbia y la arrogancia,
el mal camino y la boca perversa.» (RVC)

El temor del SEÑOR es medicina para nuestro cuerpo. Otra vez tiene que ver con la paz y la CONFIANZA en el SEÑOR. Pero podemos decir que todo esto va entretejido con la OBEDIENCIA a la PALABRA DE DIOS la cual debe estar ESCRITA en nuestros corazones.

Que DIOS les bendiga.

*Todo Texto Bíblico sin otra indicación, ha sido tomado de la Santa Biblia, Reina Valera Contemporánea.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .