Un misionero evoca su encarcelamiento bajo el régimen castrista

La Habana (BP) — Mientras el mundo reflexiona sobre el legado del fallecido dictador cubano Fidel Castro, un ex misionero bautista del sur, encarcelado por el régimen castrista en la década de 1960, recuerda lo que Castro no logró: matar a la iglesia. David Fite, de 82 años de edad, fue arrestado en La Habana en 1965 por lo que él recuerda fueron cargos prefabricados donde le acusaron de “traficar con divisa extranjera” y “divisionismo ideológico.” El entonces misionero con el Home Mission Board (ahora North American Mission Board o Junta de Misiones Norteamericanas) y el padre de tres hijos, … Continúa leyendo Un misionero evoca su encarcelamiento bajo el régimen castrista

Una obrera de la iglesia de Abedini está a punto de morir en una prisión de Irán

bpUna obrera de la iglesia de Abedini está a punto de morir en una prisión de Irán

Por Diana Chandler

Nasim Naghash Zargaran

TERÁN, Irán (BP) — Una creyente cristiana que trabajaba con Saeed Abedini plantando casas culto hace años en Irán se encuentra ahora en una huelga de hambre y a punto de morir en la cruel prisión Evin en Terán, Irán, según dijo a Baptist Press el pastor liberado.

Nasim Naghash Zargaran, conocida también como Maryam, fue una de las primeras personas que se convirtieron al cristianismo bajo el liderazgo de Abedini [hace 16 años], dijo a BP, y fue arrestada un poco después del encarcelamiento de Abedini en el 2012, debido a su fiel práctica del evangelismo. Al habérsele negado los tratamientos médicos para su defecto en el septo auricular del corazón, diabetes, dolor severo y otras complicaciones, la creyente de 36 años entró en una huelga de hambre el 26 ó 27 de mayo después de haber bajado ya 55 libras de peso.

“Ella está a un paso de la muerte,” dijo Abedini a BP el día de hoy [3 junio]. “Ella fue [casi] la primera persona… que de hecho se convirtió al cristianismo conmigo. Ella se convirtió en una de mis líderes principales en la iglesia en Irán… Ella fue parte de mi ministerio… y su castigo se debe precisamente a que me ayudó.”

Aun así, las tácticas más sutiles del gobierno iraní para detener el cristianismo en el país, incluyendo el soborno, amenazas, persecución, interrogatorios e infiltración en la iglesia, han hecho más que detener la propagación del Evangelio con arrestos, dijo Abedini. Un ciudadano americano de Boise, Idaho, Abedini fue puesto en libertad en enero después de servir tres años y medio de una sentencia de ocho por haber plantado casas culto en su nativo Irán.

“Actualmente no puedes ver ninguna iglesia organizada en Irán,” dijo Abedini. “[Hay] algunas casas culto ahí, pero no están muy organizadas. La persecución ha sido muy fuerte en los últimos años pero nadie ha hablado de ella. Ellos [oficiales del gobierno] han tenido éxito.”

Abedini habló con la hermana de Zargaran, Naeemeh, por teléfono el 1º de junio, dijo. Así se enteró de su deterioro.

Los oficiales de la prisión iraní la llevaron al hospital brevemente, en medio de la huelga de hambre, cuando parecía estar entrando en coma. Después de esto Zargaran volvió a beber agua pero continuó negándose a comer sólidos, dijo Abedini.

“[Naeemeh] me dijo que cuando fue al hospital pudo tomar algunas fotografías. Parecía estar como en un coma así que su hermana primero pensó que estaba muerta cuando la vio,” dijo Abedini a BP. “Los doctores dijeron que debería quedarse en el hospital pero la policía [se la llevó] de vuelta a la prisión… hace dos días.”

Zargaran ha bajado demasiado de peso y está sufriendo complicaciones de salud, dijo Abedini, incluyendo artritis, dolores severos de cabeza y oídos, y mareos. Está cumpliendo una sentencia de cuatro años que comenzó oficialmente el 13 de julio del 2013, según reportó Morning Star News, cuando se le encontró culpable de “amenazar la seguridad nacional” al plantar casas culto.

El 29 de mayo, una de las prisioneras en el ala de prisioneras mujeres la apoyó al rehusarse a recibir visitantes, reportó Morning Star News. Continúa leyendo “Una obrera de la iglesia de Abedini está a punto de morir en una prisión de Irán”