Declaro, declaro, declaro, en el nombre de Jesús

Declaro, declaro, declaro, en el nombre de Jesús

¿Por qué muchas reuniones de oración evangélicas se han convertido en sesiones de ‘declaración’?

BRISA FRESCA AUTOR Will Graham 03 DE OCTUBRE DE 2015 22:50 h

 

¿Declaras las cosas que no son como si fuesen, hermano? ¿Declaras la unción apostólica de los últimos tiempos sobre tu vida, hermana? ¿Declaras la bendición profética de lluvia tardía sobre tu familia, querido(a) lector(a)?
Si es así, te declaro que estás haciendo las cosas mal…

¡Pero ánimo! Yo también empecé así.
En vez de asistir a cultos de oración me vi involucrado en reuniones de declaración. Poco a poco iba aprendiendo el sagrado arte de la declaración y después de unas cuantas semanas estaba soltando las típicas frases que habrás oído cien mil veces: “Declaro Irlanda para Cristo”, “Declaro victoria”, “Declaro la presencia de Dios en este lugar”, “Declaro dos décadas de decadencia para Decathlon”, “Declaro que mi declaración sea declarado declaradamente…” y así por el estilo. Vamos, lo pasaba pipa declarando todo lo que me pasaba por la cabeza.  Siga leyendo →

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s