Si Jesús es realmente Dios, ¿por qué dijo que él no podía hacer nada por sí mismo, sino lo que él veía hacer al Padre (Juan 5:19)?

Si Jesús es realmente Dios, ¿por qué dijo que él no podía hacer nada por sí mismo, sino lo que él veía hacer al Padre (Juan 5:19)?

Por Pablo Santomauro

En Juan 5:19 Jesús dijo: “De cierto, de cierto os digo: No puede el Hijo hacer nada por sí mismo, sino lo que ve hacer al Padre: porque todo lo que el Padre hace, también lo hace el Hijo igualmente”. A primera vista Jesús parece implicar que él no es totalmente divino. Sin embargo, entender la enseñanza bíblica con respecto a la Trinidad, ayuda a aclarar las cosas.

Jesús es totalmente igual al Padre en su naturaleza divina, pero hay de todos modos una jerarquía funcional que existe entre las personas de la Trinidad, con el Padre en autoridad sobre el Hijo. A modo de ilustración, mi hijo David tiene mi idéntica naturaleza (plenamente humana), pero funcionalmente yo tengo autoridad sobre él. Similarmente, Jesús tiene la misma naturaleza del Padre (una naturaleza divina), pero el Padre funcionalmente tiene autoridad sobre él.

Este versículo, por lo tanto, indica que Jesús no actúa independiente del Padre sino en perfecta armonía y sumisión a él. En el mismo evangelio de Juan se nos dice que el Padre envió a Jesús al mundo (3:16). En Juan 5:19 también se nos comunica que el Padre es el que da dirección a Jesús.

La cultura judía es importante de tener en cuenta. Entre los antiguos judíos era parte de la sabiduría común el que los hijos imitaran a sus padres. Por supuesto que los hijos judíos tenían la misma naturaleza que sus padres judíos (ambos eran humanos). De la misma forma, no obstante Juan 5:19 nos muestra a Jesús imitando al Padre, Jesús tiene la misma naturaleza del Padre (naturaleza divina). El comentarista bíblico Albert Barnes lo explica de esta forma: “Cuando se dice que Jesús no puede hacer nada por sí mismo, se expresa que tal es la unión que subsiste entre el Padre y el Hijo que el Hijo no puede hacer nada independientemente o separado del Padre …. en todas las cosas él debe, por la necesidad de su naturaleza, actuar en acuerdo con la naturaleza y la voluntad de Dios …. No hay acción separada — no hay existencia separada; pero en acción y en ser, existe la más perfecta unidad entre él con el Padre”.

Nosotros pensamos que es interesante notar que en este versículo hay un reclamo velado de Deidad, porque expresa llanamente que “todo lo que el Padre hace, también lo hace el hijo igualmente”. El Padre es Dios. ¿Y quién aparte de Dios puede hacer las cosas que sólo Dios puede hacer? Ya que Jesús hace sólo lo que el Padre puede hacer, Jesús mismo es obviamente Dios (como el Padre lo es). El erudito bíblico Brooks Westcott, por lo tanto, declara que Jesús hace lo que el Padre hace no como mera imitación, “pero en virtud de su igualdad de naturaleza”. Por supuesto, “las cosas que Dios hace son las cosas que Jesús hace; y las cosas que Jesús hace son las cosas que Dios hace”. <>

 

Artículo tomado de los archivos de la revista Apología Cristiana, publicación del Centro de Investigaciones Religiosas.

*Este artículo fue publicado en este blog con el permiso del apologista Pablo Santomauro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s