Un argumento pobre

Un argumento pobre

por Pablo Santomauro

Parece que nuestros buenos amigos mormones están atacando la Biblia en base a las variantes de copiado con el paso del tiempo. Este es un argumento pobre. Conviene aclarar que los cristianos bíblicos sólo reclamamos perfección para los manuscritos originales. Pero conviene considerar a continuación algo que aprendí del Dr. Ron Rhodes:

El siguiente es un ejercicio, home work, tarea, o deber (depende en que país vivimos).

Haga de cuenta que usted tiene cinco manuscritos que son copias de un documento original que ya no existe más. Cada uno de los manuscritos es diferente de los otros. Su objetivo es comparar las copias manuscritas y determinar lo que el original decía. Aquí están las copias:

Manuscrito # 1: Jesucristo es el Salvador del mund entero.

Manuscrito # 2: Jesucristo es el Salvador del mundo entero.

Manuscrito # 3: Cristo Jesús es el Salvador del mundo entero.

Manuscrito # 4: Jesucristo e el Salvador del mundo enter.

Manuscrito # 5: Jesucristo es el Savador del undo entero.

¿Podría usted, comparando los manuscritos, determinar con un alto grado de exactitud lo que el original decía? ¡Claro que usted podría!

La ilustración puede ser muy simplística, pero la gran mayoría de las 200,000 variantes del Nuevo Testamento son resueltas por el método arriba mencionado.

Aclaramos que 200,000 variantes pueden parecer muchas para la mente desinformada. No es así en el mundo de la crítica textual.

De las 200,000 variantes, el 99 % no tienen ninguna incidencia significativa.

Muchas de las variantes simplemente son letras que faltan en una palabra; otras comprenden palabras invertidas en una frase (tales como “Jesucristo en lugar de Cristo Jesús”); y algunas consisten en la ausencia de una o más palabras sin importancia.

Cuando toda la información es puesta sobre la mesa, sólo 50 de las variantes son significativas, y aun así, ninguna doctrina de la fe cristiana o ningún mandamiento moral es afectado en algo.

Podemos decir que en el 99 % de los casos el texto original puede ser reconstruido con una exactitud práctica asombrosa. <>

*Este artículo ha sido publicado en este blog con el permiso de Pablo Santomauro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s